Incontinencia urinaria femenina

Incontinencia urinaria femenina

La incontinencia urinaria es un problema común que afecta a muchas mujeres y que puede provocarles una gran angustia emocional. Por eso en el siguiente post te explicamos cuáles son sus causas y los tratamientos que ponemos a tu disposición en Clínicas Massana.

¿Qué es la incontinencia urinaria femenina?

Según la Oficina para la Salud de la Mujer la incontinencia urinaria también se conoce como “falta de control de la vejiga” o “pérdida urinaria”. Es un problema que afecta principalmente a mujeres a partir de los 40 años, y que consiste en la pérdida involuntaria de pequeñas cantidades de orina al toser, estornudar, reír o hacer esfuerzos de cualquier tipo, o sentir una necesidad urgente de orinar y no poder controlarla.

Las principales causas de la incontinencia tienen que ver con el embarazo, el parto o el inicio de la menopausia. Otras causas pueden ser el estreñimiento, las infecciones de las vías urinarias, los cálculos renales y en la vejiga, prostatitis, cistitis intersticial, determinados medicamentos, como los recetados para la tensión o los relajantes musculares, además de la cafeína, el alcohol, otras infecciones, daños neurológicos y el sobrepeso.

La incontinencia urinaria femenina genera numerosas molestias en el día a día de muchas mujeres. Puede impedir hacer deporte, produce preocupación por la higiene cuando se pasa el día fuera de casa, etc.

¿Qué tipos de incontinencia urinaria existen?

Existen 5 tipos de incontinencia urinaria femenina. Son los siguientes:

  • Incontinencia urinaria de urgencia: Es el tipo más grave. Se da cuando tienes muchas ganas de orinar, pero no consigues llegar al baño a tiempo. Asimismo, puede que necesites orinar con mucha frecuencia.  Este tipo de incontinencia suele ser causada por una infección o resultado de una enfermedad más grave como la diabetes o un trastorno neurológico. Puede requerir cirugía.
  • Incontinencia por rebosamiento:Cuando se produce un goteo constante o frecuente de orina porque la vejiga no llega a vaciarse al completo, y después se escapa algo de orina. Es el llamado goteo postmiccional.
  • Incontinencia funcional: Si un impedimento físico o bien mental le impide al paciente llegar al baño a tiempo.
  • Incontinencia urinaria de esfuerzo: Es el tipo más frecuente que sucede cuando realizas alguna actividad, como estornudar, toser, reír, debido a la presión que se ejerce sobre la vejiga, lo que provoca un escape de orina.
  • Incontinencia mixta: La conjunción de más de un tipo de las incontinencias de orina vistas anteriormente.

Tratamiento para la incontinencia urinaria

El tratamiento dependerá del tipo de incontinencia urinaria que padezcas, la edad y el estado de salud, y pueden ser medidas higiénico-dietéticas, tratamientos para reforzar la musculatura del suelo pelviano, láser o cirugía. Por lo que es recomendable que te acerques por nuestra consulta para que el especialista te asesore sobre el tratamiento que se adapte mejor a tus necesidades.

Para los casos de incontinencia urinaria leve o moderada te ofrecemos el láser CO2, mundialmente conocido, ya que es una solución sencilla, no es doloroso y puedes llevar una vida normal.

Con el nuevo tratamiento con láser de CO2 se consiguen excelentes resultados en el tratamiento de pacientes sin cirugía, sin necesidad de ingreso hospitalario y sin anestesia. Los resultados se aprecian a los pocos días de la primera sesión.

 

Aunque no todos los casos de incontinencia urinaria femenina pueden prevenirse, para reducir su riesgo sí que es recomendable ingerir menos alcohol y cafeína, comer más fibra, dejar de fumar y mantener una dieta sana y equilibrada.

Si tienes cualquier duda relacionada con algún tratamiento realizado con el láser de CO2, ponte en contacto con nosotros.

En WOMMED, el Instituto Médico de la Mujer de Clínicas Massana, podemos ayudarte a resolver tu problema de incontinencia urinaria. Consúltanos y libérate de la preocupación constante que supone este problema en tu día a día.